Dale clic a la imagen el sábado a las 9:00 am. y escucha:

Dale clic a la imagen el sábado a las 9:00 am. y escucha:
Nunca antes un Diván estuvo tan cerca de ti...Sintonízalo. Mensajes al 0426-8723699

domingo, 15 de julio de 2012

Ejemplo de fe y compromiso Carlos Antonio Febres recorre a Venezuela en Bicicleta

0 comentarios
Yosmar Fernández Villegas CNP 19.899

***En la Troncal 007 entre Batatal y Campo Elías iba Carlos Antonio Febres caminando y llevando su bicicleta cargada de algunos enseres personales; con un rostro lleno de amor y humildad, notablemente cansado.

Carlos Antonio Febres es un cristiano que se siente bendecido por la oportunidad de haber nacido de nuevo, como él mismo lo dice, luego de haber sufrido un accidente que lo dejó 18 años en cama y 25 días en coma. Este hombre de 63 años, lleno de fe ofreció una promesa por su salud que consiste en recorrer a Venezuela en bicicleta, para visitar los recintos más sagrados para la religión católica construidos en Venezuela. Así fue como Carlos Antonio salió de su casa ubicada en Carúpano estado Sucre, hace 6 meses para cumplir su compromiso, llevando a su vez un mensaje de fe y esperanza para las personas que viven una enfermedad. Al abordar a Carlos Antonio, se mostró agradecido por la oportunidad de dar a conocer su labor y la primera inquietud fue conocer la razón por la cual venía caminando y no a bordo de su bicicleta “ya la bicicleta no tiene frenos y vamos a ver si logro que por ahí más adelante alguien me la arregle, estoy pagando una promesa aunque he tenido que alejarme de mi familia, los llamaba siempre por teléfono y manteníamos el contacto, pero me robaron el teléfono y ahora los llamo cuando alguien me da la oportunidad, hace poco los llamé y les dije que ya voy de regreso, pero creo que voy llegando a Carúpano de nuevo Dios mediante por ahí en el mes de noviembre”. La fe es más grande que la necesidad Carlos Antonio visitó recientemente la virgen de la Paz y se dirigía en el momento de la entrevista a la población de Isnotú. Carlos explicó “me falta visitar La Chinita, el santuario del estado Falcón, Maracay, Valencia, Guárico y Apure, a veces me acuesto sin comer y a esta hora, ya las 3 de la tarde no he desayunado, pero le pido a Dios que me siga dando fuerzas para seguir adelante y que las personas me ayuden donde quiera que voy porque primeramente tengo fe en que podre cumplir mi promesa”. La pregunta de rigor fue cómo hace Carlos Antonio para cumplir con sus necesidades primarias de aseo, el sitio donde duerme, entre otras “pido colaboración donde quiera que voy llegando para bañarme y para mis necesidades, pero duermo donde pueda por ahí colgar mi chinchorrito, en alcabalas, peajes o donde me agarre la noche, aunque algunos sitios son muy fuertes porque pega mucho frio; me dicen que tenga precaución y me alientan mucho a seguir adelante”. Mensaje de esperanza “La gente me felicita por tener fe, y yo les digo, también tengan fe, a las familias les digo que se unan, que tengan respeto y que le pidan a Dios para que se cumplan sus deseos, que Dios los bendiga, ese es mi deseo para la gente que esta enferma, como estuve yo”. Carlos Antonio Febres hijo de Carlos Antonio Cordero y María Dolores Febres, tiene 9 hijos, Carlos Ramón, Neptali José, Nixon José Ramón, José Ramón Alberto, Carmen Gregoria, Leida Margarita, Olga del Carmen, Verónica de Josefina, Veronica del Carmen, 16 nietos, 4 bisnietos y 2 tataranietos. También comentó que ha gastado 6 pares de zapatos sintéticos, 4 pares de zapatos de tela y que optó por usar alpargatas para sentirse más cómodo y fresco. Finalmente conmovido y emocionado pidió ayuda a los entes gubernamentales “le pido al presidente que me ayude, que me de su apoyo por favor, para también poder ayudar a mi familia” Un venezolano que vive en la fe católica a pesar de todas las adversidades que se le presentan, conmovido por la oportunidad de vivir, con cuya historia nos hace reflexionar acerca del agradecimiento que debemos dar a Dios porque nos provee de lo necesario y mucho más todos los días.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Licencia

Licencia de Creative Commons
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.